Herramientas para pintar

herramientas para pintar

Herramientas para pintar

Si estás pensando en pintar una habitación, o una determinada superficie, además de tener un poco de maña, necesitarás de algunos elementos que te ayuden con esta labor. Tan importante es elegir herramientas para pintar de calidad, como conocer sus características; el uso exacto que se les debe dar.

Sin más preámbulos, vamos a detallar las principales herramientas que te van a hacer falta, además de las formas en las que las debes de usar.

Herramientas que necesitas para pintar

 

Rodillos para pintar


Existen todo tipos de rodillos, diseñados en muchos materiales diferentes, tamaños y con calidades más o menos elevadas. También tenemos rodillos con un precio considerable, confeccionados en materiales como lana (que podrán ser reutilizados) y otros tan baratos que prácticamente los utilizaremos y habrá que tirarlo.

La mejor idea es decantarse por algo intermedio, que se adapte a nuestro presupuesto, pero que no sacrifique en calidad.

La clave para que el rodillo dure bastante tiempo es saber cómo limpiarlo. La pintura saldrá bastante bien si la quitamos solo con agua, aunque también tendremos que usar algo de jabón. Lo realmente importante es escurrir completamente el agua del interior, evitando así que se puedan llegar a pudrir. Es una de las herramientas para pintar más útiles.

Pistola para pintar


Las pistolas o difusores son elementos que nos van a ayudar mucho con esta tarea. Además de ser muy prácticas para pintar, también permiten extender barnices, esmaltes o lasures a lo largo de diferentes superficies.

Tienda de Pintura No Solo Pinturas

A la hora de comprar pistola para pintar, debes saber que existen diferentes tipos, pero se suelen clasificar de dos maneras:

-Las pistolas de gravedad cuentan con un depósito situado encima de la pistola difusora, por lo que se aprovecha la fuerza de la gravedad para conseguir que salga la pintura.

-Las pistolas de succión comprenden el depósito en la parte inferior; de esta manera, se ejerce una fuerza de succión, consiguiendo que la pintura llegue hasta el difusor antes de ser expulsada.

Cubos de pintura y recipientes varios

Antes de empezar a pintar, necesitaremos hacernos con un cubo con rejilla. La rejilla permitirá escurrir la pintura, evitando que la podamos aplicar en exceso.

Si no hemos encontrado un cubo con rejilla, nos hará falta tener una bandeja o gaveta para poder escurrir el rodillo antes de empezar a pintarlo todo, eliminando así el exceso de pintura y poder cargarlo de manera homogénea.

Rellena el depósito de las gavetas con poca pintura y asegúrate de rellenar cada vez que se acabe.

Cintas | papel protector

Y por supuesto, no se nos pueden olvidar estas herramientas para pintar, ya que serán los elementos que evitarán que dejemos todo perdido. Antes de nada, es conveniente que hagamos un cálculo del material que nos hará falta según las dimensiones de la habitación. Necesitamos hacer un contorno a través de las superficies a las que no debe de alcanzar la pintura (como molduras, apliques de la luz, los marcos). Protege también los rodapiés de la misma manera.

Tienda de pinturas Online

Hazte con estas herramientas para pintar y lo tendrás todo listo para empezar con la faena. Además, descubre en nuestro blog de pintura, consejos como, cómo pintar sin manchar o cómo limpiar un rodillo.